Las televisiones generalistas en 2.0: del dicho al hecho… y el trecho

logostelesTodos hemos escuchado en más de una ocasión que la televisión tradicional se acerca a su fin. La salvación del modelo televisivo pasaba por la adaptación a los nuevos tiempos, lo que se conoce como “renovarse o morir”, que es lo que hacemos cuando no nos queda otro remedio. Pero en esta supuesta renovación las televisiones demuestran que siguen teniendo miedo a todo lo que 2.0 significa, en especial a mantener en conversación fluida y directa con los espectadores, no vaya a ser que los critiquen y utilicen para ello los propios canales de la empresa. El problema es que, como ya hemos dicho en posts anteriores, los usuarios (espectadores en este caso) te van a criticar igual estés no estés presente en la conversación. Lo que marca la diferencia es que estés presente, con armas para defenderte.

Como suele ocurrir, la mejor defensa es un buen ataque. El ataque al 2.0 empieza por crear una base sólida de plataformas integradas, que ofrezcan contenidos relevantes para los usuarios, que sean actualizados con regularidad y que permitan la personalización. La figura de un community manager que ponga orden en el proceso de creación, junto con diseñadores y desarrolladores web, se hace imprescindible. Un buen community manager consigue informar y conversar con los espectadores, convirtiéndose en una figura cercana a ellos que les ofrece respuestas.

Para las televisiones, casi como para cualquier otra empresa, los medios sociales deberían servir para fidelizar a los espectadores que ya tienen, captar a los que prefieren hacer zapping y, por qué no ser más ambiciosos, para captar a nuevos espectadores.

El problema de las cadenas que emiten ahora mismo a nivel nacional en España es que están en medios sociales porque la competencia está, pero no cuentan con un plan estratégico que avale su presencia en medios sociales. Y lo que es peor, en muchas ocasiones no están ofreciendo contenidos de valor añadido a los usuarios.

El caso de las televisiones en Facebook es, posiblemente, el que más información ofrece. Teniendo en cuenta que se trata de grandes empresas, qué mínimo que tener una página con tu nombre que sea el primer resultado de búsqueda. Una página te permite enviar actualizaciones a tus fans, personalizar las pestañas y ofrece una imagen más corporativa que un grupo.

Por ejemplo, TVE tiene páginas muy interesantes, como Los desayunos de TVE o La 2 Noticias, donde las personas que actualizan los contenidos tienen nombre y contestan a las preguntas planteadas por los usuarios. El perfil corporativo de Cuatro ofrece buenas actualizaciones y han personalizado la apariencia y las pestañas, mejorando la navegación, pero en general parece que tiene más éxito las páginas de programas que los perfiles corporativos. Lógicamente, es más fácil que te guste un programa que toda la programación de la cadena.

Uno de los principales fallos que encuentro es que no parece que las cadenas realicen ninguna monitorización o análisis de lo que se dice de ellos en los medios sociales. O al menos no parece que tenga efecto; en Facebook hay más personas que se unen a grupos para quejarse sobre las retransmisiones deportivas de Antena 3 que personas que se apuntan a sus páginas de programas o al perfil corporativo (todas ellas juntas, quiero decir). La Sexta no cuenta con página oficial en Facebook, pero hay en torno a 10 páginas sobre sus presentadoras, que engloban a 3.200 fans. Son tendencias interesantes, pero caen en saco roto sin una estrategia que incluya evaluación y monitorización.

En cuanto a Twitter, salvo en el caso de TVE (que tiene una cuenta por canal y uno que los engloba a todos) y Telecinco, es casi anecdótica. De cualquier modo, la mayoría de televisiones se están perdiendo la posibilidad de interactuar mediante Twitter en tiempo real con sus espectadores y de escuchar lo que tienen que contar. El canal con más seguidores (@tve_tve) tienen un ratio following/followers de 23,5, lo que suele indicar que lo están utilizando como un medio unidireccional, sólo para dar información sin preocuparse del feedback de los espectadores. Pero ahí está @enjutomojamuto, con 13.000 seguidores, lo que indica que, como en Facebook, son más efectivos los canales de programas (como @El_Intermedio) o de personajes famosos.

Pero no todo iba a ser malo. Los canales de You Tube de las televisiones nacionales merecen un aplauso, salvo Telecinco, que parece desconfiar del medio. Todas ellas han personalizado su canal, con pestañas, cajas, etc. Cuatro incluso cambia la apariencia con cada programa de estreno y con las nuevas temporadas. También es cierto que a las televisiones no les quedó otro remedio que estar en YouTube, porque sus vídeos estaban allí de todos modos. De esta forma los vídeos están agrupados bajo el logo y pueden contabilizar las visitas.

Por último, también es significativo el uso de los blogs en las webs corporativas de las cadenas. Todas ellas tienen blogs y es una constante en todos ellos que los blogueros no contesten a los comentarios de los usuarios. Es una reproducción del esquema columna de opinión y cartas al director de la prensa escrita, que tiene poco sentido en comunicación 2.0. Aún así, los blogs de las televisiones tienen aspectos muy interesantes. Por ejemplo, TVE tiene multitud de blogs clasificados por temáticas, Cuatro clasifica los posts por temáticas y Antena 3 tiene un blog para cada tertuliano del corazón y para cada serie, que funcionan como foros. La comunidad soy.cuatro.com también tiene buena pinta.

Casi todas las páginas de televisiones nacionales tienen en torno a 5.000 fans en Facebook y no todas ellas ofrecen contenidos relevantes, los usuarios comentan en los blogs a pesar de que el responsable no conteste. ¿A cuántos espectadores llegarían con una comunicación 2.0 efectiva?

Ana López

@anafwwm

dos hemos escuchado en más de una ocasión que la televisión tradicional se acerca a su fin. La salvación del modelo televisivo pasaba por la adaptación a los nuevos tiempos, lo que se conoce como “renovarse o morir”, que es lo que hacemos cuando no nos queda otro remedio. Pero en esta supuesta renovación las televisiones demuestran que siguen teniendo miedo a todo lo que 2.0 significa, en especial a mantener en conversación fluida y directa con los espectadores, no vaya a ser que los critiquen y utilicen para ello los propios canales de la empresa. El problema es que, como ya hemos dicho en posts anteriores, los usuarios (espectadores en este caso) te van a criticar igual estés no estés presente en la conversación. Lo que marca la diferencia es que estés presente, con armas para defenderte.

Como suele ocurrir, la mejor defensa es un buen ataque. El ataque al 2.0 empieza por crear una base sólida de plataformas integradas, que ofrezcan contenidos relevantes para los usuarios, que sean actualizados con regularidad y que permitan la personalización. La figura de un community manager que ponga orden en el proceso de creación, junto con diseñadores y desarrolladores web, se hace imprescindible. Un buen community manager consigue informar y conversar con los espectadores, convirtiéndose en una figura cercana a ellos que les ofrece respuestas.

Para las televisiones, casi como para cualquier otra empresa, los medios sociales deberían servir para fidelizar a los espectadores que ya tienen, captar a los que prefieren hacer zapping y, por qué no ser más ambiciosos, para captar a nuevos espectadores.

El problema de las cadenas que emiten ahora mismo a nivel nacional en España es que están en medios sociales porque la competencia está, pero no cuentan con un plan estratégico que avale su presencia en medios sociales. Y lo que es peor, en muchas ocasiones no están ofreciendo contenidos de valor añadido a los usuarios.

El caso de las televisiones en Facebook es, posiblemente, el que más información ofrece. Teniendo en cuenta que se trata de grandes empresas, qué mínimo que tener una página con tu nombre que sea el primer resultado de búsqueda. Una página te permite enviar actualizaciones a tus fans, personalizar las pestañas y ofrece una imagen más corporativa que un grupo.

Por ejemplo, TVE tiene páginas muy interesantes, como Los desayunos de TVE o La 2 Noticias, donde las personas que actualizan los contenidos tienen nombre y contestan a las preguntas planteadas por los usuarios. El perfil corporativo de Cuatro ofrece buenas actualizaciones y han personalizado la apariencia y las pestañas, mejorando la navegación, pero en general parece que tiene más éxito las páginas de programas que los perfiles corporativos. Lógicamente, es más fácil que te guste un programa que toda la programación de la cadena.

Uno de los principales fallos que encuentro es que no parece que las cadenas realicen ninguna monitorización o análisis de lo que se dice de ellos en los medios sociales. O al menos no parece que tenga efecto; en Facebook hay más personas que se unen a grupos para quejarse sobre las retransmisiones deportivas de Antena 3 que personas que se apuntan a sus páginas de programas o al perfil corporativo (todas ellas juntas, quiero decir). La Sexta no cuenta con página oficial en Facebook, pero hay en torno a 10 páginas sobre sus presentadoras, que engloban a 3.200 fans. Son tendencias interesantes, pero caen en saco roto sin una estrategia que incluya evaluación y monitorización.

TV AddictEn cuanto a Twitter, salvo en el caso de TVE (que tiene una cuenta por canal y uno que los engloba a todos) y Telecinco, es casi anecdótica. De cualquier modo, la mayoría de televisiones se están perdiendo la posibilidad de interactuar mediante Twitter en tiempo real con sus espectadores y de escuchar lo que tienen que contar. El canal con más seguidores (@tve_tve) tienen un ratio following/followers de 23,5, lo que suele indicar que lo están utilizando como un medio unidireccional, sólo para dar información sin preocuparse del feedback de los espectadores. Pero ahí está @enjutomojamuto, con 13.000 seguidores, lo que indica que, como en Facebook, son más efectivos los canales de programas (como @El_Intermedio) o de personajes famosos.

Pero no todo iba a ser malo. Los canales de You Tube de las televisiones nacionales merecen un aplauso, salvo Telecinco, que parece desconfiar del medio. Todas ellas han personalizado su canal, con pestañas, cajas, etc. Cuatro incluso cambia la apariencia con cada programa de estreno y con las nuevas temporadas. También es cierto que a las televisiones no les quedó otro remedio que estar en YouTube, porque sus vídeos estaban allí de todos modos. De esta forma los vídeos están agrupados bajo el logo y pueden contabilizar las visitas.

Por último, también es significativo el uso de los blogs en las webs corporativas de las cadenas. Todas ellas tienen blogs y es una constante en todos ellos que los blogueros no contesten a los comentarios de los usuarios. Es una reproducción del esquema columna de opinión y cartas al director de la prensa escrita, que tiene poco sentido en comunicación 2.0. Aún así, los blogs de las televisiones tienen aspectos muy interesantes. Por ejemplo, TVE tiene multitud de blogs clasificados por temáticas, Cuatro clasifica los posts por temáticas y Antena 3 tiene un blog para cada tertuliano del corazón y para cada serie, que funcionan como foros. La comunidad soy.cuatro.com también tiene buena pinta.

Casi todas las páginas de televisiones nacionales tienen en torno a 5.000 fans en Facebook y no todas ellas ofrecen contenidos relevantes, los usuarios comentan en los blogs a pesar de que el responsable no conteste. ¿A cuántos espectadores llegarían con una comunicación 2.0 efectiva?

5 Responses to Las televisiones generalistas en 2.0: del dicho al hecho… y el trecho

  1. Maribel Fernández dice:

    Me gusta, va en la línea de lo que pienso, es una lástima que las televisiones, precísamente las más interesadas en contactar con su audiencia, no busquen una forma directa de saber qué piensan sus públicos. Están perdiendo una oportunidad de oro.

    Gracias por tus reflexiones!!!!

  2. Ana lópez dice:

    De nada 😉 Me alegro de que cada vez seamos más los que pensamos así. No hay más que meterse en algunas de sus webs para ver como está el patio…

  3. Javier dice:

    Cualquier cambio en la conducta de la audiencia exige una reacción progresiva y oportuna. Lo raro es que precisamente sean los medios a los que les cueste esta adaptación.

    ¡Enhorabuena! 🙂

  4. Laura Vázquez dice:

    Genial tu post Ana ¡Felicidades! 🙂 Para mí también es evidente la necesidad de un modelo de televisión alejado de la unilateralidad y en que los mensajes busquen la interacción con el receptor, esperando que el propio destinatario complete los contenidos… Porque, le dejen o no, los va a completar. Para bien o para mal. Y no hace falta recordar que en las redes sociales el efecto boca a oreja se multiplica. ¿Cuánto tiempo más intentarán algunas televisiones concebir al espectador como un mero espectador pasivo “traga contenidos”? ¿Por qué no tratar de aprovechar (más) las potencialidades de la comunicación 2.0? Para mí, el modelo futuro de televisión e Internet no puede, de ningún modo, basarse en la enemistad o el enfrentamiento sino que debe pasar necesariamente por mecanismos basados en la convivencia de un modelo integrado.

    Coincido contigo en que es clave entender los nuevos hábitos y comportamientos de la audiencia. Creo que la estrategia a seguir pasa por tratar de buscar la sinergia web-televisión, para que el consumidor pueda convertirse en prosumidor y mediante la cual la Red conduzca al telespectador a los contenidos televisivos y éstos a Internet. Y en este escenario me parece que sin creatividad y sin establecer vínculos relacionales demasiadas cadenas corren el riesgo de desconectarse radicalmente de los que ellos creen “sus consumidores”.

  5. Ana López dice:

    Totalmente de acuerdo contigo Laura, gracias!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: